Desaciertos en una redacción deportiva en Diario Libre

Por Tobías Rodríguez Molina

Diariamente recibo el matutino Diario Libre, del cual leo algunas de las noticias, comentarios y artículos de opinión. Un día, al pasar a la sección de Deportes, me llamó poderosamente la atención lo que escribió un redactor de ese periódico con el título “Las lesiones y bajo rendimiento ponen a dieta producción jonronera dominicana.” A continuación ofreceré mi apreciación principalmente  en el aspecto normativo, pero  también algunos aspectos  estilísticos  de esa redacción.

En ese trabajo periodístico  encontré una considerable abundancia de casos alejados de las normas que rigen el buen uso del español, que iré citando y analizando en el orden de aparición  de los mismos. Analizaré solamente algunos fragmentos de dicha redacción. Veamos.

Caso 1. “Hubo 16 duartianos que superaron los 20 cuadrangulares, de ellos seis despacharon más de 30.” En ese fragmento aparece una coma después de “cuadrangulares” que está mal empleada, ya que el signo de puntuación que debe aparecer ahí es, preferiblemente,  el punto y coma, aunque también existe la opción del empleo del punto.  El redactor pudo haber escrito “Hubo 16 duartianos que superaron los 20 cuadrangulares,  de los cuales seis despacharon más de 30.” De ese modo estaría bien empleada la coma. Además, después de ellos, estilísticamente y para una mejor comprensión, sería mejor escribir: “de ellos, seis despacharon 30 cuadrangulares” con esa coma después de “ellos”.

Caso 2. “…esta vez cuando resta menos de tres semanas de competencia solo 11 han traspasado la barrera de los  20 y 3 la de 30.” En este caso se puede echar de menos la ausencia de dos comas para indicar un inciso (o expresión incidental o precisadora) entre “esta vez” y “competencia”, para que ese fragmento aparezca así: “…esta vez, cuando resta menos de tres semanas de competencia, solo 11 han…” También, al final del fragmento, convendría poner una coma entre  “3” y “la”, con lo cual se lograría una más rápida comprensión y una mejor lectura, escribiendo “y 3, la de 30.”

Otro desacierto presente en ese caso 2,  tiene que ver con la concordancia entre el verbo “resta” y su sujeto plural “menos de tres semanas de competencia…”, por lo cual debe  redactarse como sigue: “…esta vez, cuando solo restan menos de tres semanas de competencia, solo 11 han traspasado la barrera de los 20 y 3, la de 30.”

Caso 3. “Esta campaña José Ramírez debutó en el club de los 30 y encabeza la producción entre los nacidos en tierra de Luperón con 37.”  Sobre este fragmento se puede decir que la frase adverbial  con sentido temporal “Esta campaña” estaría más cercana a la buena sintaxis si la cambiamos por “”En esta campaña” o mejor aún  “En esta campaña del 2018”. Además,  esta porción del comentario quedaría mucho mejor si se pusiera  una coma después de producción y después de Luperón, para que quede así: “…y encabeza la producción, entre los nacidos en tierra de Luperón, con 37.”

Caso 4. “Junto a él se encuentra en el club Nelson Cruz (34) y su sexta campaña que lo logra y Many Machado (33) en su quinta.” Como esta oración gramatical tiene dos nombres, Nelson Cruz y Many Machado, que son sujetos de la oración, el verbo “se encuentra” tiene que escribirse “se encuentran” en plural. Y para evitar que alguien  pudiera confundirse y creer que existe una entidad llamada “club Nelson Cruz”, es útil poner una coma después de “club”. Y mejor aún quedaría darle sentido de incidental a “en el club”, que tiene ese sentido, y escribirlo entre dos comas como sigue: “Junto a él se encuentran, en el club, Nelson Cruz (34)”. También, así como el redactor escribió, con toda propiedad, Many Machado (33) “en su quinta”, tuvo que escribir Nelson Cruz (34) “en su sexta” y no “y su sexta”. Por otra parte, según mi criterio normativo-estilístico, faltan dos comas, una después de “Nelson Cruz” y la otra después de “que lo logra”, para que diga “Nelson Cruz (34), en su sexta campaña que lo logra,”.

Caso 5. “En el caso de Polanco, este estaría fuera por el resto de la temporada al lastimarse el viernes su pierna y hombro izquierdo.” El desacierto presente en este fragmento se encuentra dentro del campo de la concordancia existente entre el  adjetivo “izquierdo”, el cual hace referencia, modificándolos, a los sustantivos “pierna y hombro”, y por eso debió escribir “su pierna y hombro izquierdos” con este modificador así, en plural.

Caso 6.  “Robinson Canó (7) se desmontó de la carrera cuando fue suspendido por 80 partidos, Miguel Sanó (13) proyectaba estrenarse en el club, pero sus problemas físicos les quitaron el ritmo y tuvo que ser enviado a las ligas menores.” Aquí se encuentran dos casos que se alejan de las normas del español. Uno es el caso  que tiene que ver con la concordancia,  y es referente a la variante pronominal “les”, que ha sido redactada en plural debiendo escribirse “le”, en singular, pues hace referencia a “Miguel Sanó” (una sola persona receptora del perjuicio)  y no a “problemas físicos”,  como aparentemente creyó el redactor o el corrector de estilo. La variante de objeto indirecto concuerda  con el que recibe el daño o provecho (perjuicio o beneficio) de lo expresado por el verbo y los demás elementos de la oración, que en este caso son “sus problemas físicos”, los cuales le causaron a Sanó la baja (perjuicio o daño) en el rendimiento. Por otra parte, al terminar la información referente a Canó, se pasa a otra información con su sujeto y su verbo, por lo cual antes de Miguel Sanó no está bien emplear una coma. Yo aconsejaría un cambio estilístico como el siguiente: “Robinson Canó (7) se desmontó de la carrera cuando fue suspendido por 80 partidos, mientras que a Miguel Sanó, que proyectaba estrenarse en el club, sus problemas físicos le quitaron el ritmo  y  tuvo que ser enviado a las ligas menores.”

Caso 7. “…Albert Pujols (19) sufrió una lesión en la rodilla izquierda que lo sacó de la campaña a finales de agosto.” En esta información referente a Pujols, se encuentra una proposición de relativo del tipo de las explicativas, las cuales deben ir precedidas de coma;  es decir, que no se trata de una de las denominadas especificativas, que no llevarán coma, pues su función sintáctica es equivalente a la de un adjetivo, que va unido al sustantivo al que modifica sin coma entre ellos, como la siguiente: “La rodilla que se fracturó Albert Pujols  lo sacó de la campaña a finales de agosto. Por eso, a  este caso 7 le falta una coma y debe ser redactado como sigue: Albert Pujols (19) sufrió una lesión en la rodilla izquierda, que lo sacó de la campaña a finales de agosto.”

Caso 8. En la campaña han debutado jugadores con el potencial de 30 jonrones como Juan Soto (16) y Ronald Guzmán (15), mientras que Teoscar Hernández (20) ha logrado su cifra máxima.” En este fragmento noticioso no hay más desacierto que la ausencia de una coma después de “jonrones” para indicar el inciso que termina en “Guzmán”, que ya tiene correctamente marcada la coma.

Después de analizar y proponer algunas de las mejorías que pueden hacérsele a esta redacción deportiva, una de las conclusiones pudiera ser que la misma no fue chequeada y corregida por un corrector de estilo. Y si fue chequeada y corregida, eso se hizo a la carrera por la abundancia de material a corregir o por  la prisa con que se hizo, ya que la urgencia de la tirada del periódico obligaba a que se le diera un rápido retoquito para quitarle los errores más evidentes.  El ideal es que todo texto o material que será publicado sea chequeado y pulido, hasta eliminarle toda incorrección, por un competente corrector de estilo. Pero en el caso de los periódicos,  no sé si todos   pueden poner en práctica ese ideal.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *